Nota

Región de Valparaíso lidera la incógnita en torno a nombramientos del próximo 15 de enero

Viernes 22 de diciembre '17 02:45
Imprimir Enviar por mail
Por Juan Manuel Ugalde Ramos
juanmanuel@anin.cl
Reunidos en distintos estamentos, donde confluyen alcaldes, consejeros regionales, parlamentarios y dirigentes locales, los partidos integrantes de la coalición Chile Vamos, que reúne a RN, la UDI, Evópoli y el PRI, trabajan a toda marcha en la conformación de las ternas que serán presentadas como propuestas para la instalación del próximo gobierno de Sebastián Piñera.

El plazo para la entrega de los nombres que postulan a los cargos de intendentes, gobernadores, seremis, entre otros, fue fijado por el propio Presidente Electo: la primera semana de enero de 2018.

Así es un hecho asumido que, al menos las cúpulas de los conglomerados integrantes del futuro Gobierno, le harán un “by pass” a las fiestas de fin de año.
Las distintas propuestas, de supo ANIN.CL, serán remitidas a Andrés Chadwick, que es el encargado de reunir y derivar las nominaciones de los partidos para su evaluación al propio Sebastián Piñera.

SURGE LA INCÓGNITA

Es en esta etapa de ponderación donde surge la incertidumbre, especialmente en el caso de una región clave como es Valparaíso.

“Lo único cierto es que el 15 de enero,  es la fecha en se deberían dar a conocer los nombres de los futuros intendentes, gobernadores y otras autoridades”, señaló un personero.

NO ES FACTOR

Según uno de los consultados, existe una regla no escrita que se aplicó en el pasado gobierno de Sebastián Piñera, donde “para evitar que los parlamentarios, específicamente los diputados tuvieran conflictos con los gobernadores, se puso que el gobernador fuera del mismo partido que el diputado”.

“Esta norma tuvo dos excepciones, una fue Marga, donde el diputado era Arturo Squella (UDI), y se nombró a Arturo Longton (RN) como gobernador, y el otro caso ocurrió en la novena región, también con un diputado UDI, Gonzalo Arenas, y se nombró a un gobernador de Renovación Nacional”, agregó la fuente.
Precisamente es este antecedente el que genera mayores dudas, pues actualmente no existe una certeza de que si un colectivo tiene un rol más hegemónico en una determinada región, como es el caso de Valparaíso y RN, necesariamente tenga prioridad en los nombramientos claves.

Lo que ocurre es que ahora no es sólo la UDI y RN, sino que también Evópoli, que tiene representación parlamentaria en el distrito 6, y también el PRI, que sin duda algo tiene que decir, y también algo va a pedir, por lo que en este escenario, no sería impensable que existiera una suerte de compensación, o más bien búsqueda de equilibrio en la designaciones”, indicó el personero.

“Esto pues si bien RN tiene mayor representación parlamentaria en la Región de Valparaíso, que se refleja principalmente al haber sacado dos senadores, y uno de ellos como Francisco Chahuán, con primera mayoría nacional, la UDI tiene también hegemonía en otras regiones como es el Maule y la Octava, donde lógicamente RN, Evópoli y el PRI, también presentarán sus nominaciones a los distintos cargos”, concluyó.