Nota

Piden dar cumplimiento a decreto de demolición del Cuca Beach de Reñaca

Sábado 24 de marzo '18 04:00
Imprimir Enviar por mail
Por Equipo Prensa ANIN.CL
info@anin.cl
Vecinos y copropietarios del edificio donde se emplazó el desaparecido Long Beach, indican que desde el año 2012 existe orden judicial que es ignorada por la Municipalidad de Viña del Mar, en beneficio de la empresaria Gladys González, conocida como La Cuca.

Aburridos de esperar que se cumpla una resolución de la propia Municipalidad de Viña del Mar del 2011, la que incluso fue confirmada con apercibimiento por el 3er Juzgado de Policía Local en contra de la Sociedad G y A, de propiedad de la empresaria gastronómica Gladys González - conocida como La Cuca-, los vecinos y copropietarios del edificio donde se emplazó el desaparecido Long Beach de Reñaca, solicitaron mediante dos presentaciones el inmediato cumplimiento del decreto de demolición de las obras irregulares del Restaurant Cuca Beach.

La pasividad en el accionar de la administración municipal de la Ciudad Jardín está descrita en los escritos ingresados ante la Seremi de Vivienda y a la DOM de Viña del Mar, donde en síntesis se pide el cumplimiento del mandato judicial, en el cual el municipio debe demoler la obra irregular con cargo a la Sociedad G y A.

El abogado Pablo Marín, explicó a ANIN.CL que “el año 2011, la Municipalidad emitió un Decreto Alcaldicio que ordenó la demolición de la cubierta del Cuca Beach - ex Piccola Italia, que fue construido de manera irregular, ya que la dueña ejecutó las obras sin contar con autorización para ello. Luego de la emisión del decreto, el 3er Juzgado de Policía Local, a instancia de la DOM, apercibió a la sociedad G y A, representada por la hija de La Cuca, a dar cumplimiento a lo ordenado. Sin embargo, no cumplió ni contestó. Curiosamente nadie la obligó ni pasó nada más desde el 2012”.

Añadió que “el 2017, nuevamente el 3er Juzgado de Policía Local de Viña del Mar, a instancia de la DOM, resolvió, al igual que el 2012, hacer cumplir el Decreto Alcaldicio mencionado. Para ello, notifico de nuevo a la representante de la sociedad G y A, de La Cuca. Pero otras vez no pasó nada”.

¿FALTA DE PROBIDAD?

En ese contexto, cansados de la pasividad del Municipio, los locatarios del edificio se han organizado para hacer ejecutar dicha orden, por la vía legal, al indicar que es una obra irregular que daña sus patrimonios, alegando que todos los inviernos sus locales se llueven producto de agua que ingresa al Cuca Beach, sin que nadie les dé respuesta, ya que se encuentra en absoluto abandono.

“Sin duda este caso presenta aristas como para pensar en una desidia e incluso una eventual falta a la probidad, donde al menos los vecinos creen que este es un ejemplo de la manera de hacer las cosas en la Municipalidad y del abandono en el que se encuentra Reñaca”, recalcó el abogado Pablo Marín.

LA SOLICITUD